La política y la situación financiera

El hecho de que México tenga una frontera norte de más de 3.000 kilómetros, compartida con la principal potencia del mundo, por supuesto que tiene influencia tanto en la realidad social de México como en su situación financiera.
Aunque sucede también en otros países de la región, en México los Estados Unidos tienen una fuerte influencia en el flujo económico. Marcas que todos conocemos como Nike, McDonald’s, Coca-Cola, etc., forman parte de la vida normal de un consumidor mexicano. Incluso, en el internet existen diversos negocios a la usanza del entretenido CabaretClub Casino.

Muchos emigrantes mexicanos se dirigen hacia los Estados Unidos en búsqueda de mejoras económicas. Una vez allí, parte del salario que devengan es enviado a México a través de las remesas familiares. Este aporte en los últimos años se había consolidado de tal manera que resultaba una fuente de ingreso para el Estado mexicano, llegando en ciertos períodos incluso a ser mayor que el ingreso obtenido por concepto de turismo.

how-we-handle-the-financial-situation-at-our-family-reunion-21818384Solo al citar este ejemplo vemos cómo la economía mexicana está indefectiblemente ligada a la economía estadounidense. Es por ello que la baja de la producción industrial en los Estados Unidos de América no solo ha afectado a familias de ese país, sino que se ha visto reflejada en la merma del Producto Interno Bruto o PIB mexicano. Esto, sumado a otros factores que pasaremos a mencionar, ha derivado en la disminución de la tasa de crecimiento económico de México.

Otro factor importante que ha influido negativamente en la economía mexicana es el relacionado con el mercado petrolero. Como consecuencia de la baja excesiva del precio del petróleo a nivel mundial, el ingreso por este concepto ha mermado considerablemente. Además, los Estados Unidos han iniciado prácticas agresivas de explotación petrolera que aunque generan importantes impactos ambientales, ha logrado que los Estados Unidos puedan autoabastecerse en mayor grado. Esto, por supuesto, deja a un lado la compra del crudo a sus países vecinos.

Por su parte, las medidas de aumentos fiscales para generar mayor ingreso, derivaron en una mejora de los ingresos del sector público. Entre los impuestos modificados están el del consumo del combustible, cuyo ingreso compensó en parte la baja en la producción petrolera del estado mexicano.